Ordenan detención preliminar de Keiko Fujimori por lavado de activos

El juez Richard Concepción Carhuancho, titular del Primer Juzgado de Investigación Preparatoria, ordenó este miércoles la detención preliminar de Keiko Fujimori, y otras 17 personas, entre ellas los ex ministros Jaime Yoshiyama y Augusto Bedoya Camare, por el un plazo de diez días por el presunto delito de lavado de activos.

Concepción Carhuancho adoptó esta medida tras una solicitud formulada por el fiscal José Domingo Pérez, quien investiga a Fujimori Higuchi por los aportes que recibió su partido político para la campaña presidencial del 2011, entre ellos el supuesto financiamiento de la constructora brasileña Odebrecht.

De acuerdo a lo informado por el medio El Comercio, el juez determinó que existe “grave peligro de fuga” de parte de la ex candidata presidencial.

También señala que Keiko Fujimori constituyó una organización criminal al interior de Fuerza Popular, partido que tiene influencia e interferencia en el Congreso y en el Poder Judicial.

Por su parte Giuliana Loza, abogada de Fujimori, confirmó que su clienta fue detenida esta mañana cuando acudió a la sede del Ministerio Público, donde estaba citada a declarar por los aportes que recibió su partido para la campaña del 2011.

En diálogo con Radio Programas, Loza calificó de “abusiva” y “arbitraria” la medida adoptada por Concepción Carhuancho a solicitud del fiscal José Domingo Pérez.

La abogada indicó que no existe elemento de convicción ni prueba alguna en contra de Fujimori. “Una investigación que viene durando más de un año y no hay ninguna prueba, no entendemos cómo se puede ordenar la detención preliminar”, dijo.

En diciembre de 2017 la Fiscalía de Perú recibió la declaración que el empresario brasileño Marcelo Odebrecht dio a fiscales peruanos, en noviembre pasado, sobre las menciones, en su celular, respecto a la líder opositora Keiko Fujimori y el expresidente Alan García, según confirmó el Ministerio Público.

Un equipo de fiscales peruanos entrevistó a Odebrecht en noviembre en Curitiba, cuando cumplía prisión efectiva antes del traslado a su detención domiciliaria, para que responda sobre las anotaciones que tenía en su teléfono celular relacionadas a la líder del partido Fuerza Popular, Keiko Fujimori, investigada por presunto lavado de activos.

En esas anotaciones, Odebrecht escribió “aumentar Keiko para 500” durante la campaña electoral de 2011, lo que presumía un supuesto apoyo económico a la entonces candidata presidencial.

Comparte
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

No Comments Yet

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Tweets

Facebook By Weblizar Powered By Weblizar